Tipos de mascarillas

A estas alturas tras varios meses conviviendo con las mascarillas en nuestra vida diaria, puede que estés familiarizado con los diferentes tipos de mascarillas que existen, pero muchas personas tienen dudas sobre cuáles son más efectivas, cuáles se recomienda llevar, si vale cualquier tipo de mascarilla o no, etc.

Enciendes la televisión o lees cualquier medio de comunicación y escuchas hablar de mascarillas quirúrgicas, mascarillas con filtro, mascarillas de tela, mascarillas FFP, e incluso mascarillas de marca o a la moda para combinar con tu outfit. Por eso, en el siguiente artículo vamos a darte una visión de los diferentes tipos de mascarillas que existen en el mercado, sus características y cuáles son las mejores para prevenir el Covid, según las autoridades sanitarias. 

Principales tipos de mascarillas

- Mascarillas quirúrgicas o médicas: el uso inicial de estos tipos de mascarillas era que durante una operación quirúrgica, el médico no contaminara al enfermo y asimismo se protegiera de salpicaduras o virus. Son las mascarillas que ahora encontramos en farmacias y las más recomendadas por las autoridades sanitarias con una efectividad del 98%, además de ser las más económicas.

Las mascarillas quirúrgicas son mascarillas faciales sueltas y desechables que cubren la nariz, boca y barbilla. Protegen al usuario de aerosoles, salpicaduras y gotas de partículas grandes y asimismo previene la transmisión de secreciones respiratorias potencialmente infecciosas a otras personas.  

Las mascarillas quirúrgicas pueden variar en diseño, pero la mascarilla en sí es a menudo de forma plana y rectangular con pliegues. La parte superior de la mascarilla contiene una tira de metal que se puede formar en la nariz.

Las bandas elásticas o las ataduras largas y rectas ayudan a mantener la mascarilla quirúrgica en su lugar mientras la usas. Puedes colocarte las bandas elásticas detrás de las orejas o detrás de la cabeza.

- Mascarillas FFP: existen de diferentes tipos de mascarillas FFP: FFP1, FFP2 y FFP3 en función de su efectividad. Las FFP2 y FFP3 tienen del más del 90%, así que previene perfectamente contra el Covid. Sin embargo, se recomiendan específicamente para el personal sanitario o gente que vaya a entrar en contacto estrecho con la respiración de un paciente contagiado, o para determinados trabajos donde la persona pueda respirar tóxicos, polvo y partículas químicas. No son necesarias para la población en general, ya que existen las mascarillas quirúrgicas que hacen la misma función. Actúan de barrera de protección en ambos sentidos y pueden ser reutilizables.

- Mascarillas N95: equivalentes a las FFP2 europeas, estos tipos de mascarillas comenzaron a comercializarse durante los primeros meses de la pandemia del Covid dada la escasez de mascarillas quirúrgicas. Técnicamente son consideradas o llamadas respiradores, y se llaman así por su capacidad de filtrar el 95% de las partículas. Las N95 son ajustadas y tienen que ser probadas para cada persona. Una vez colocada correctamente, la mascarilla debe estar bien ajustada a la cara creando un sello hermético contra la piel sin posibilidad de fugas, lo que la hace segura pero también muy incómoda para el público general, incluso dificultando la respiración. Por eso, al igual que las FFP2 y FFP3, estas mascarillas se recomiendan para el personal sanitario y en determinados trabajos concretos expuestos a tóxicos, pero no para la gente de la calle en su día a día, siendo las mascarillas quirúrgicas las recomendadas para el público general. 

- Mascarillas de tela: fueron una solución muy factible al principio de la pandemia, sobre todo cuando no había mascarillas quirúrgicas suficientes y mucha gente optaba por estos tipos de mascarillas de fabricación casera. Con el tiempo, las mascarillas de tela se venden en cualquier sitio, y mucha gente las compra y usa por ser más estéticas y reutilizables. Sin embargo, no están homologadas, muchas no tienen filtro y no tienen la eficacia de protección exigida para obtener el certificado de protección bacteriana, es decir, superior al 90%. Una opción alternativa es colocar un filtro renovable en el interior, con lo que la mascarilla de tela sería una funda que recubre el filtro homologado que sí sirve como barrera.

Mascarillas quirúrgicas reutilizables, personalizables y a la moda en Mascarillas Béjar 

Hemos visto que los tipos de mascarillas más recomendables para el público general son las mascarillas quirúrgicas, sin embargo, mucha gente las rechaza por las de tela al no ser estéticas. En Mascarillas Béjar te damos la solución: mascarillas quirúrgicas en diferentes colores y estampados, con diseños de moda creados por diseñadores como Ana Locking, Roberto Torretta, Devota&Lomba e Ion Fiz. Si quieres mascarillas personalizadas, tampoco tienes que caer en las de tela, porque Mascarillas Béjar es la única empresa que hace mascarillas quirúrgicas personalizables. Nuestras mascarillas quirúrgicas son además reutilizables con hasta cinco lavados para que no sean de un solo uso y ahorres. Contacta ya con Mascarillas Béjar y pregunta también por nuestros packs de mascarillas en oferta. Nuestro correo es info@mascarillasbejar.com